Jorofu

Noviembre, 2018

Monitorización de sistemas

Cada vez más, la supervisión y el control son tareas imprescindibles para conocer el estado de nuestra instalación y los servicios que en ella operan, así como para tener una capacidad de detección y corrección de errores. En un entorno industrial donde la variedad tecnológica de dispositivos puede ser muy diversa y donde las relaciones entre servicios cada vez son mayores y en muchos casos de criticidad muy alta, es imprescindible tener un control preciso de nuestras instalaciones, mantener el rendimiento en condiciones óptimas y anticiparse a los problemas para evitar paradas e indisponibilidades.

Para mantener en funcionamiento una infraestructura de red compleja hay que supervisar cada uno de los elementos de forma individual y de manera conjunta como un todo, y la monitorización es una de las herramientas que nos puede ayudar en esta complicada tarea. Cualquier fallo que provoca un estado anormal en nuestra instalación y puede producirse tanto porque el servicio o equipo deje de funcionar, o porque se produzcan demasiados errores en su funcionamiento, requiere de una gestión (atención) que permitirá solucionar esta incidencia de una forma más ágil. Hoy en día existen infinidad de sistemas que permiten monitorizar el estado de un servicio o dispositivo estableciendo unos niveles y márgenes de funcionamiento, de tal forma que se pueda determinar con más exactitud y de forma gradual cuándo está fallando un equipo.

Esto permite anticiparse al fallo, ya que cuando éste aparece suele ser demasiado tarde para los usuarios finales, que pueden verse gravemente afectados, o penalizar el funcionamiento de una instalación automática, por ejemplo. Se da por hecho que los servicios informáticos nunca fallan, y la realidad no es esa, en algún momento puede fallar su conexión de datos con su PC, con su Robot, y siempre ocurrirá en el peor momento, por esta razón, detectar un fallo con antelación es sin duda una ventaja para los administradores del sistema.

Por último, añadir que, la complejidad de los sistemas informáticos de muchas organizaciones es tal, que el control "a mano" de sus sistemas es totalmente inviable. Si ya estas convencido de que monitorizar tu sistema informático te ahorrara muchos disgustos, además de tiempo y dinero, no te pierdas mi próximo artículo sobre una de las herramientas más potentes para monitorizar tu red, Check_Mk aka Nagios.


#Volver al Blog